Embarazo múltiple.

Si tienes un embarazo múltiple lo primero que queremos es felicitarte, sabemos que en esta etapa la alegría, los miedos y las dudas te embargan y por eso creamos un artículo dedicado especialmente para ti.

Cabe destacar que el embarazo no es una enfermedad, pero requiere una serie de cuidados de salud para que el bebé venga sano. Pero, si además, se trata de un embarazo múltiple extremar las precauciones nunca está de más. Las visitas al ginecólogo serán más numerosas y el control médico sobre el embarazo se verá incrementado a medida que avance la gestación.  

Está claro que una mujer embarazada de dos o más bebés tiene un margen de riesgo mayor de sufrir complicaciones durante el embarazo. El parto prematuro es una de las preocupaciones que circulan por la cabeza de los padres, así como la posibilidad de que los bebés nazcan con alguna discapacidad u otro problema.

Posibles complicaciones del embarazo múltiple.

Cuantos más bebés haya en el útero, más posibilidades tendrá el embarazo de tener complicaciones. Algunos estudios concluyen que 60% de los mellizos, más del 90% de los trillizos, y prácticamente todos los cuatrillizos, nacen prematuros. Y afirman que, en promedio, la mayoría de los embarazos de un solo bebé duran 39 semanas; los de mellizos, 36 semanas; los de los trillizos, 32 semanas; los de cuatrillizos, 30 semanas; y los de quintillizos, 29 semanas.

Los bebés con bajo peso son más propensos a presentar trastornos de salud después de su nacimiento, como pérdida de visión y de audición, discapacidades o retraso mental. Los avances en el cuidado de estos niños han crecido bastante. Las mujeres con embarazos múltiples también pueden presentar problemas de alta presión arterial relacionada con el embarazo (preeclampsia) y de diabetes. Pero, por lo general, son problemas que no representan riesgos para la salud de la madre ni la de sus bebés. Eso sí, si se aplica el tratamiento adecuado y a su debido tiempo.

Como cualquier otra embarazada deberá cuidarse la alimentación de la madre. Las pautas alimentarias son similares a las de otra gestante, con la diferencia, de que las necesidades de calorías y nutrientes serán mayores. En este caso el aporte de calcio y ácido fólico adquiere especial importancia. Las mujeres que esperan varios bebés necesitarán entre 1.600 y 2.000 miligramos de calcio diarios. Aumentar la ingesta de proteínas también es esencial, así como de vitaminas C y D y hierro, para asegurar el aporte de oxígeno a los tejidos, y otros minerales como el zinc y el cobre.

Es normal que el aumento de peso sea mucho mayor que si el embarazo fuera de un solo bebé, por lo que si no quieres ganar kilos extra deberás cuidar meticulosamente tu alimentación. Consulta a tu médico, él te aconsejará cómo hacerlo de forma saludable, para ti y tus bebés y te recetará los suplementos alimentarios que considere oportunos.

Por lo general, deberías consumir aproximadamente 300 calorías más al día por cada bebé. Nuestra recomendación es que hagas comidas más frecuentes pero poco abundantes.

Adicionalmente, una mujer embarazada de más de un niño tendrá que descansar más y visitar con mayor regularidad al ginecólogo que una que espera uno solo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.